La cadena crítica



El camino crítico project (conocido también por las siglas CPM), es una ruta de trabajo en la que se marca la duración, las actividades y las prioridades que debe tener un proyecto antes de su finalización.

Un proyecto ya en si mismo es crítico porque está envuelto en una aureola de incertidumbres.

Por su parte, la Cadena Crítica es la ruta más corta para que ese proyecto llegue a buen puerto. Pero tal como le digo a mi hija: "muller precavida vale por dúas". Por eso el ser humano tiene tatuada en la piel la costumbre de utilizar buffers de recursos, que se traducen en tiempo o personas. Así de esta forma nos curamos en salud... Por lo que pueda pasar.

Esto "por lo que pueda pasar" se está muchas veces llevando por delante la sensatez de las personas que conforman la organización. Denota una falta de credibilidad o confianza en uno mismo, en el equipo, en los estándares e incluso en aquellas herramientas que nos pueden ayudar. 

No se trata de convertinos en camellos o dromedarios que almacenan litros de agua en la "joroba" por lo que pueda pasar. Se trata de ser más eficientes, optimizando los recursos escasos y apoyándonos en los activos de los que disponemos. En primer lugar, las personas y su formación, delegando y capacitando por encima de todo, haciéndolos crecer según los estándares que entre todos hemos construido.

La buena gestión de la cadena crítica marca la diferencia en el mercado. Influyen muchos factores pero, sobre todo, el firme convencimiento de que la improvisación no debe formar parte de la ecuación everyday. Cuando tienes buen os músicos y se ponen a improvisar y sacan melodías estupendas, pero si por encima del talento, además  ensayan y siguen la batuta del director... Entonces ya se convierten en una orquesta perfectamente afinada.

Comentarios

Publicacións populares deste blog

% de error en la Mejora Continua

Lean y mi primera vez

Lean y los estándares